Se acercan los días de sol y cada vez escuchamos más veces eso de “échate crema”, pero ¿qué pasa el resto del año?

¿Por qué utilizamos cremas solares?

Las utilizamos para protegernos del sol, más concretamente, para hacer frente a los llamados rayos ultravioletas (UVA y UVB). Los primeros, suponen un 95% de toda la radiación que llega al planeta e inciden durante todo el año. Ambos rayos pueden atravesar nuestra ropa o las ventanas, causando problemas como:

  • Arrugas, pérdida de elasticidad y manchas en la piel, como resultado de la alteración de la melanina.
  • La piel se broncea, como respuesta ante la agresión que produce la radiación. El siguiente paso al bronceado son las quemaduras solares.  
  • En los casos más graves, se puede llegar a desarrollar cáncer de piel, sobre todo debido a la incidencia de los rayos UVB.

Para evitarlo, debemos evitar la exposición directa de nuestra piel al sol, mantenerla hidratada y, lo más importante, utilizar protección solar. Escoge un producto que se adapte a tu piel y aplícalo por todas las zonas que puedan verse expuestas y de forma diaria. Algunas cremas, como las cremas Four Season SPF 50+ de Bimaio (con color o sin color) están especialmente recomendadas para usarlas cada día, protegiendo la piel de la exposición solar y, al mismo tiempo, de los efectos negativos de los factores medioambientales externos.

¿Cuáles son los beneficios de usar la Crema Solar Four Season a diario?

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepte su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies